Flores

Flores artificiales en el baño

Hoy día, parte de la decoración de las habitaciones y estancias se comparte con plantas por el colorido con el que se juega. Sin embargo, las plantas naturales no son tan utilizadas como las flores artificiales; solo en lugares donde realmente puede haber una buena iluminación y donde se puedan cuidar.

Una de las zonas que más usa las plantas artificiales decorativas es el baño. Debido a la humedad, y a que muchas veces no se tiene una ventana por donde entre luz, las flores naturales se acaban marchitando, y lo mismo pasa con las macetas, que no terminan de salir.

Por eso, te vamos a dar algunos consejos para poner flores artificiales en el baño:

  1. Según el espacio que tengas, elige plantas artificiales altas. Como no tienes que cuidarlas ni regarlas, puedes dejarlas en el suelo, quizá en la esquina, para que de luminosidad con sus tonalidades. En este caso una orquídea artificial, o incluso una enredadera artificial (mimetizándose con algún mueble) puede ser una buena idea.
  2. Para espacios más pequeños, elige un arreglo floral artificial no demasiado grande, pero sí con flores muy coloridas, para que aporte más luz a esa zona.
  3. Decora de manera intermitente con algunas flores artificiales baratas, por ejemplo, en la zona de los cuadros, o encima del espejo.

Seguro que así el baño adquiere otro aspecto más natural.

Click to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más populares

To Top